Quiénes Somos    
  La Fundación Tutelar Aragonesa Luis de Azúa se constituyó por tiempo indefinido en escritura autorizada por Notario, el día 6 de junio de 1994.  Es una Fundación de carácter particular, asistencial, benéfica, carente de ánimo de lucro, y de naturaleza permanente, cuyo patrimonio se halla afecto, de forma duradera, a la realización de los fines de interés general propios de la institución.

Está inscrita en el Registro de Fundaciones de la Comunidad Autónoma de Aragón.  Está expresamente sometida al Protectorado de la Comunidad Autónoma de Aragón con la obligación de rendir cuentas, presentar presupuestos, la memoria social de las actividades realizadas en cumplimiento de sus fines, así como solicitar las autorizaciones necesarias de conformidad con lo dispuesto por la normativa vigente.

Su ámbito de actuación se limita al territorio de la Comunidad Autónoma de Aragón.
De acuerdo con sus Estatutos, la Fundación tiene por objeto la tutela y protección de las personas con discapacidad intelectual.